The Silence Of The Lambs (El silencio de los inocentes) (1991)

Director: Jonathan Demme

Jodie Foster, Anthony Hopkins, Scott Glenn, Anthony Heald, Ted Levine

El escritor norteamericano Thomas Harris escribió en 1981 la novela Red Dragon, en la que se presenta al mundo por primera vez al siniestro Hannibal Lecter, un brillante psiquiatra, quien al mismo tiempo es un asesino en serie con una fuerte afición por la carne humana. El éxito de esta novela llevó a Harris a retomar al personaje en The Silence Of The Lambs de 1988, Hannibal de 1999, y Hannibal Rising, del 2006.

En 1986, Hannibal Lecter apareció por primera vez en el cine, en Manhunter, una infravalorada adaptación de Red Dragon dirigida por Michael Mann y protagonizada por Brian Cox. Pero sería la segunda adaptación cinematográfica, llevada a cabo por Jonathan Demme, la que convertiría a este personaje en todo un icono del cine de terror y al actor Anthony Hopkins, en toda una superestrella, de forma tardía pero muy merecida.

Para aquellos a los que todavía no se les ha puesto la piel de gallina al experimentar este clásico del suspenso y el horror, hay que decir que la historia de The Silence Of The Lambs tiene que ver con una agente del FBI llamada Clarice Starling (una estupenda Jodie Foster), quien se encuentra tras la pista del asesino en serie Jame Gumb (un aterrador Ted Levine), quien fue apodado “Buffalo Bill” por su afición de secuestrar mujeres para despellejarlas.

Clarice decide buscar la ayuda de Hannibal Lecter (Anthony Hopkins en el mejor papel de su carrera), quien se encuentra encarcelado en la sala de máxima seguridad del instituto psiquiátrico de Baltimore, por haber asesinado a nueve personas para luego cocinarlas y convertirlas en suculentos platillos. Lecter acepta colaborar, con la condición de realizar una especie de psicoanálisis a la agente y poder así, continuar con su vocación de psiquiatra.

La atención al detalle de Demme, apoyada en una maravillosa fotografía de Tak Fujimoto y unas inolvidables interpretaciones de sus protagonistas, hacen de esta cinta toda una experiencia indeleble, similar a la de las peores pesadillas. Hopkins regresaría a este papel en la secuela Hannibal y en la precuela Red Dragon. Gaspard Ulliel interpretaría a una versión joven en Hannibal Rising, y Mads Mikkelsen lo encarnaría en una serie para la televisión. Pero es la obra maestra de Demme la que le hace verdadera justicia al perverso universo confeccionado por Harris.

Sobre André Didyme-Dôme 1394 artículos
André Didyme-Dome es psicólogo y magíster en Comunicación. Se desempeña como crítico de cine para las revistas Rolling Stone y Playboy Colombia y es docente en la Escuela Nacional de Cine; además, es director del cineclub de la librería Casa Tomada y conferencista en Ilustre. Su amor por el cine, la música pop y rock, la televisión y los cómics raya en la locura.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*