Hostiles (Violencia americana) (2017)

Cuando todo parecía indicar que el género estaba a punto de morir, llega esta obra maestra del Western.

Director: Scott Cooper

Christian Bale, Rosamund Pike, Scott Shepherd, Wes Studi, Ben Foster, Rory Cochrane, Timothée Chalamet, Stephen Lang, Adam Beach

No cabe la menor duda de que el mejor Western de todos los tiempos es The Searchers, cinta dirigida por John Ford y protagonizada por John Wayne, que sirvió como acto de contrición ante todos los pecados cometidos hacia los nativos americanos, dentro y fuera de la gran pantalla.

A partir de un manuscrito inédito del fallecido Donald Stewart, el actor y director Scott Cooper (Crazy Heart, Black Mass) nos entrega un trabajo muy cercano a ese clásico de 1956, titulado Hostiles.

Christian Bale, un actor que nunca deja de sorprendernos, interpreta aquí al capitán Joseph Blocker, un hombre que ha dedicado la mayor parte de su vida a enfrentarse con los nativos americanos, quienes en 1892 ocupaban el territorio de Arizona, reclamado con violencia por el hombre blanco.

Blocker odia con toda su alma a esas personas que asesinaron y masacraron a muchos de sus amigos soldados. Sin embargo, ya está a punto de su retiro. Un giro del destino lo lleva realizar una última misión, la cual va a cambiar sus perspectivas y su modo de pensar. El presidente de los Estados Unidos, Benjamin Harrison, le ha otorgado el perdón al jefe de los Apaches Yellow Hawk (un excelente Wes Studi), y el Coronel Abraham Briggs (Stephen Lang), le ha ordenado a su capitán que lleve al Apache enfermo de cáncer y a su familia, a su lugar de origen para que éste pueda morir en paz.

Yellow Hawk fue un enemigo acérrimo de Blocker, pero este es un militar dedicado y debe obedecer. Por lo tanto, en contra de su voluntad procede a escoltar al hombre enfermo (junto con dos mujeres, un hombre y un niño nativos), acompañado de sus leales soldados.

En ese gran recorrido de más de dos mil kilómetros, ellos se encuentran con una familia de pioneros masacrada por los crueles Comanches. De ellos solo queda una sobreviviente: Rosalee Quaid (Rosamund Pike), la madre de dos niñas y un bebé brutalmente asesinados. Esta es una mujer destrozada que es protegida por Blocker y que despierta la compasión de Yellow Hawk y de su familia. Pero, que al mismo tiempo, ha aprendido a odiar con toda su alma a quienes le arrebataron todo menos su vida.

Ante la amenaza de los Comanches, no le queda más remedio a Blocker que unir sus fuerzas con su antiguo enemigo. Y gracias a la experta dirección de Cooper y a la exquisita fotografía de Masanobu Takayanagi, los ingredientes de un relato arquetípico brutal pero, al mismo tiempo, lleno de belleza, se cocinan en su punto.

Los actores secundarios que interpretan a la familia de Yellow Hawk (Q’orianka Kilcher, Adam Beach, Xavier Horsechief y Tanaya Beatty), así como los soldados a cargo de Blocker (Jesse Plemons, Jonathan Majors, Timothée Chalamet y Rory Cochrane) logran construir a sus personajes y darle una inmensa fuerza a la película. Ni hablar de Ben Foster, quien encarna a Philip Willis, un antiguo colega de Blocker quien es sentenciado a la horca por un crimen inferior a los que cometió en el campo de batalla.

Con más de dos horas de duración, Hostiles logra algo muy difícil para la época. Convertirse en todo un clásico del Western cuando todo parecía indicar que el género estaba a punto de morir.

 

Sobre André Didyme-Dôme 1616 artículos
André Didyme-Dome es psicólogo y magíster en Comunicación. Se desempeña como crítico de cine para la revista Rolling Stone en español y es docente en la Escuela Nacional de Cine; además, es director del cineclub de la librería Casa Tomada y conferencista en Ilustre. Su amor por el cine, la música pop y rock, la televisión y los cómics raya en la locura.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*