Chen Mo De Zheng Ren (Bodies At Rest) (Testigos silenciosos) (2019)

Tres hombres enmascarados irrumpen en una morgue para cubrir las evidencias que pueden implicarlos en un asesinato, mientras que un médico forense y su asistente intentan salir con vida.

Renny Harlin

Nick Cheung, Richie Jen, Zi yang, Jiayi Feng, Carlos Chan

Nacido en Finlandia, Renny Harlin se convirtió en uno de los directores más cotizados del cine de acción, gracias a cintas como Die Hard 2, Cliffhanger y The Long Kiss Goodnight (la mejor de su filmografía). Pero fracasos como la película de piratas Cutthroat Island o las mediocres Driven, 12 Rounds o The Legend of Hercules, lo asociaron a la decadencia.

Harlin regresa a lo que sabe hacer muy bien (mezclar altas dosis de suspenso con acción trepidante) en una cinta originaria de Hong Kong llamada Testigos silenciosos.  Esta no es la primera vez que este director trabaja en China: la terrible Skiptrace con Jackie Chan y Johnny Knoxville y la película de corte fantástico The Legend of The Ancient Sword, fueron dos intentos fallidos por imitar lo que John Woo y Tsui Hark lograron en Hollywood. Sin embargo, la tercera es la vencida.

Testigos silenciosos se desarrolla en la noche de Navidad (un posible guiño a Duro de matar), en el interior de una morgue. Allí reside un médico forense llamado Chen Jia Hao (Nick Cheung), junto a una joven internista llamada Qiao Lin (Zi Yang). Chen Jia Hao acaba de perder a su esposa en un asalto a una joyería que terminó trágicamente. Los acompaña Uncle Jim (Ma Shu-Liang), un guardia de seguridad veterano. Todo parece ser otro día de rutina, pero repentinamente tres hombres armados y enmascarados irrumpen en el lugar y obligan al guardia a llevarlos al laboratorio.

Los enmascarados utilizan los nombres de Santa (Richie Jen), Elfo (Carlos Chan) y Rudolph (Feng Jiayi). Santa es el líder y, aparentemente, es el más inteligente de los tres; Elfo es el sádico del trío y goza al disparar y causar la muerte de quien se interponga en su camino; y Rudolph es, al parecer, el hermano de Elfo y un hombre que no soporta estar rodeado de cadáveres. Los tres están ahí porque necesitan que Chen Jia Hao retire una bala de uno de los cadáveres que ha llegado a la morgue. Esta bala puede incriminarlos y ellos no quieren que se descubra su identidad.

Con lo que ellos no contaban es que Chen Jia Hao es un hombre inteligente y audaz que no va a permitir que los tres maleantes se salgan con la suya. Lo que sigue es una especie de mezcla entre la ya mencionada Duro de matar con películas como Horas desesperadas, Asalto en el precinto 13 y Los intrusos. Los amantes del cine de acción de Hong Kong, no quedarán decepcionados, ya que Testigos silenciosos incluye varias secuencias de pelea, coreografiadas de una manera experta por Sam Wong (miembro del legendario equipo de dobles que trabaja con Jackie Chan).

Como todas las películas de Harlin, Testigos silenciosos es una cinta con muy poca profundidad psicológica. Pero si usted quiere permanecer al borde de su silla por noventa minutos, Harlin es su hombre.  

Sobre André Didyme-Dôme 1427 artículos
André Didyme-Dome es psicólogo y magíster en Comunicación. Se desempeña como crítico de cine para las revistas Rolling Stone y Playboy Colombia y es docente en la Escuela Nacional de Cine; además, es director del cineclub de la librería Casa Tomada y conferencista en Ilustre. Su amor por el cine, la música pop y rock, la televisión y los cómics raya en la locura.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*