Playhouse (Castillo maldito) (2020)

Un escritor de obras de teatro de terror se va a vivir con su hija adolescente a un castillo antiguo para obtener inspiración, en una cinta de terror sobrenatural que es mejor evitar a toda costa.

Dir. Fionn Watts, Toby Watts

Grace Courtney, William Holstead, Helen McKay, James Rottger

Los rusos y los británicos están compitiendo seriamente en realizar las peores películas de terror. Mientras que de Rusia nos llegan productos tóxicos y deplorables como La mano del demonio y Baba Yaga, los ingleses contratacan con Redcon-1, una inaguantable cinta sobre zombies y Castillo maldito, un gótico soporífero e incoherente.

El sombrío y borrascoso escenario escocés se desperdicia con una historia muy poco aterradora y colmada de lugares comunes, protagonizada por una odiosa adolescente llamada Beleth (Grace Courtney) y su excéntrico y joven padre, un escritor de obras de terror llamado Jack Travis (William Holstead).

Los dos se han ido a vivir a un antiguo castillo convertido en mansión, el cual alberga un pasado oscuro. ¿La razón? Jack quiere usar el lugar como inspiración, para escribir una obra de teatro inmersiva, relacionada con la muerte de uno de los miembros de la familia aristocrática que vivió allí en el pasado. Por su parte, la hija invita a dos compañeras de clase mucho más odiosas que ella, para tomar licor, encender velas y contar historias de terror. No es necesario decir que tanto el padre como la hija se han metido en asuntos que era mejor haber dejado quietos, especialmente un secreto que se esconde tras las paredes de la mansión.

Algunas respuestas a los misterios pueden estar relacionadas con Jenny (Helen McKay), una entrometida vecina casada con Callum (James Rottger), un supuesto aspirante a escritor. Pero lo cierto es que los misterios no son tan misteriosos, la historia no genera ningún tipo de interés, los personajes no despiertan ninguna empatía y los intentos por aterrar de los hermanos Watts, directores y guionistas de este fiasco, no son para nada efectivos.

Castillo maldito es otra prueba de por qué el género de terror es atacado constantemente por los amantes del cine de calidad y una evidencia más de la pésima condición en la que se encuentra el cine independiente británico.

Sobre André Didyme-Dôme 1427 artículos
André Didyme-Dome es psicólogo y magíster en Comunicación. Se desempeña como crítico de cine para las revistas Rolling Stone y Playboy Colombia y es docente en la Escuela Nacional de Cine; además, es director del cineclub de la librería Casa Tomada y conferencista en Ilustre. Su amor por el cine, la música pop y rock, la televisión y los cómics raya en la locura.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*