Red Sparrow (Operación Red Sparrow) (2018)

Una película de espías a la vieja usanza y para un público adulto.

Director: Francis Lawrence
Jennifer Lawrence, Jennifer Lawrence, Joel Edgerton, Matthias Schoenaerts, Jeremy Irons, Charlotte Rampling

El director Francis Lawrence y la actriz Jennifer Lawrence (sin relación), se alejan del mundo de las sagas juveniles (ambos colaboraron en tres de las cuatro películas de The Hunger Games) para entregarnos una historia de espías ambientada en una perturbadora atmósfera de sexo y violencia. Su título es Red Sparrow.

Basada en el libro del mismo nombre de Jason Matthews (un ex-agente de la CIA) y publicado en el 2013, Red Sparrow nos cuenta la historia de Dominika Egorova (Lawrence), una bailarina del ballet Bolshoi, quien tras sufrir una grave lesión en su pierna producto de un supuesto accidente, se enfrenta junto con su madre enferma (Joely Richardson), a perder su hogar y la asistencia social producto de su profesión. Su tío Iván (Matthias Schoenaerts), le ofrece una salida: ingresar a la Sparrow School: un servicio secreto de inteligencia que entrena a chicas y chicos jóvenes y atractivos para usar sus cuerpos y mentes como armas.

Sin tener otra opción, Dominika debe soportar un entrenamiento perverso a cargo de una mujer que se hace llamar “La Matrona” (interpretada nada menos que por Charlotte Rampling), para convertirse en una especie de Mata-Hari rusa. Su primera misión consiste en seducir a Nathaniel Nash, un agente de la CIA estadounidense (Joel Edgerton) para que revele quién es el “topo” infiltrado al interior de la inteligencia rusa.

Si espera ver a Lawrence peleando y disparando al estilo de La Femme Nikita o Atomic Blonde, se llevará una gran decepción. Red Sparrow es una cinta de espías a la vieja usanza, que fascinará a los lectores de John LeCarré o a quienes amamos los clásicos del género como The Spy Who Came In From The Cold o Three Days of The Condor. Aquí la intriga se da a partir de las situaciones, los diálogos, el sentido de peligro y, en últimas, el misterio y la intriga. La fotografía, la música y las actuaciones ayudan a que esta cinta tenga la elegancia y la inteligencia que la historia se merece.

Red Sparrow es también una película cargada de verdadero erotismo (no esas escenas de sexo barato de la saga de Fifty Shades), en donde Jennifer Lawrence expone su sensualidad para construir un inquietante personaje que puede herir susceptibilidades y generar controversia en esta época del “Yo también”.

Puede que la cinta se torne algo predecible hacia el final y no tenga el nivel de las excelentes Tinker Tailor Soldier Spy o Bridge of Spies. Pero lo cierto es que necesitamos más películas con temáticas adultas en medio de esas carteleras plagadas de películas infantiles disfrazadas de trabajos maduros. Los Lawrence logran aquí un trabajo perverso, tanto erótico como tanático, que probablemente el público masivo va a odiar (dos horas y media sin balaceras ni persecuciones), pero que los pocos y verdaderos amantes del cine de espías, encontraremos fascinante.

Sobre André Didyme-Dôme 1394 artículos
André Didyme-Dome es psicólogo y magíster en Comunicación. Se desempeña como crítico de cine para las revistas Rolling Stone y Playboy Colombia y es docente en la Escuela Nacional de Cine; además, es director del cineclub de la librería Casa Tomada y conferencista en Ilustre. Su amor por el cine, la música pop y rock, la televisión y los cómics raya en la locura.